26 julio, 2017 12:39 pm
LEYENDO

Daniel: el profeta que gobernó en Babilonia

Daniel: el profeta que gobernó en Babilonia

Marcado por la excelencia y consagración al Señor

 

  • Fue ejemplo de la vida victoriosa que deben vivir los hijos de Dios.
  • En medio de persecución, celos y contiendas, Daniel mantuvo su confianza en quién lo llamó.

 

Por medio de las páginas bíblicas, se encuentra gran diversidad de profetas. Todos con un llamado y propósito distinto en el reino de Dios. Sin lugar a dudas, un profeta singular que enseña al pueblo de Dios sobre el llamado a gobernar y vivir en victoria, fue Daniel.

Su llamado profético se desarrolló propiamente en Babilonia, un lugar invadido por el pecado, en medio del cual brilló su consagración al Señor y fue posicionado en puestos altos de gobierno, recibiendo revelaciones profundas del reino de los cielos.

El profeta Ezequiel le menciona como un hombre justo (Ezequiel 14:14) y la palabra lo expone como un hijo de Dios que consagró su vida desde su juventud. Su historia inicia, al ser llevado junto con otros jóvenes de Judá, como cautivos bajo el reinado de Nabucodonosor en Babilonia, en el año 604 a. C.; temporada que duró 70 años como Dios lo había advertido por medio del profeta Jeremías, previamente.

Dios vio frutos en Daniel y sus amigos que consagraron sus vidas, por lo tanto, les dotó de conocimiento en toda literatura y sabiduría, además de entendimiento y amplia revelación en sueños y visiones. Como resultado del respaldo de Dios con Daniel y sus amigos, el rey los halló, diez veces mejor que todos los magos de su reino.

Daniel se muestra a través de los relatos bíblicos, como un hombre fiel a Dios. Cuando el rey Nabucodonosor amenazó con destruir a todos los sabios del lugar, si no le decían la interpretación de sus sueños, Daniel y sus amigos por medio de la oración recibieron la capacidad de conocer su significado.

En una ocasión, estos jóvenes terminaron dentro de un pozo con leones, empero Dios envió un ángel que cerró la boca de los animales y fueron protegidos, ante los ojos atónitos de sus perseguidores, que aseguraban la muerte de los jóvenes.

Las huellas de Daniel

Como parte de su legado, Daniel escribió profecías profundas sobre lo que sucedería en días postreros en todo el mundo.  Profetizó sobre cuatro imperios mundiales que gobernarían. Los estudiosos consideran, que estos gobiernos fueron Babilonia, Medo-Persa, Greco-Macedonia y el Imperio Romano.

Daniel recibió esta revelación, mediante la visión de cuatro vestias, mientras vio en medio de estas, que salía un “cuerno pequeño”; el cual hacía guerra contra los santos y los vencía. Esto se cree, representaba un poder religioso que surgiría en el pueblo de Dios al final de esa era (el anticristo junto al falso profeta).

El Profeta recibió, además, la profecía de la sétima semana, por medio de la cual anunció que Jesucristo sería cortado (moriría) en la séptima semana; lo cual es confirmado por el registro bíblico que indica que todo el proceso del hijo de Dios sucedió en tres años y medio.

Así como las anteriores, se podrían realizar grandes escritos sobre las profundidades reveladas al profeta Daniel; sin embargo, algo digno de recalcar es que fue un hombre que en todo momento manifestó la excelencia que debe caracterizar a los hijos de Dios. Además, desempeñó sus funciones con integridad y santidad, dejando ejemplo a los creyentes de hoy en día, de manifestar el poder de Dios y abrazar la santidad como una norma de vida constante.

The following two tabs change content below.
Valeria Campos

Valeria Campos

Periodista El Camino

PUBLICACIONES RELACIONADAS

COMMENTS ARE OFF THIS POST

INSTAGRAM
SÍGUENOS EN INSTAGRAM