26 abril, 2019 4:41 am

VISLUMBRES DE SU GLORIA

EN MI VIDA Y MINISTERIO LA GLORIA SOLO ES DE DIOS

“Conviene que yo declare las señales y milagros que el Dios Altísimo ha hecho conmigo.

¡Cuán grandes son sus señales, y cuán potentes sus maravillas! Su reino, reino sempiterno, y su señorío de generación en generación”

Daniel 4: 2-3

Aprendí como  Herencia de mis abuelos maternos a través de mi madre a honrar a los hombres y mujeres que sirven y honran al Altísimo Dios con su entrega y su servicio a Él. Más también fui enseñado para saber que sólo a Dios debemos adorar y exaltar.¡ Aleluya !

Estas verdades me fueron reiteradas en el Ministerio años atrás por mi » padre  ministerial «, el Profeta Morris Cerullo; él nos enseñó a recibir con respeto el cariño y amor de la gente, pero los aplausos y las alabanzas  debemos remitirlos sólo a Aquel, Quien es el Único Digno de merecer todo el Honor, toda la Honra y la Exaltación, Jesucristo.¡Amén!

En estos días de celebración de mis 65 años de vida, muchos me han expresado su amor, su respeto y su reconocimiento. Esto es bueno hacer con los que nos enseñan los caminos de la fe, nos lo demandan  las Sagradas Escrituras; recordemos que la Biblia es el Manual del Reino sobre principios de Honra; practicarlos siempre, acelerará nuestro destino profético. Más una vez más, es necesario e imperativo  reiterar lo que nos mueve a servir al Eterno, esto es, el establecer entre los hombres y entre los pueblos Su Alabanza y Su Adoración.

No hay nada en el hombre y menos en mí que sirva para producir milagros o transformación de vidas; excepto lo que es del Espíritu Santo.

Todo y cualquier cosa buena que podamos producir espiritualmente, sólo es posible por la cobertura y bendición de Dios. Por lo tanto, es absolutamente necesario que yo declare las maravillas que el Altísimo Dios ha hecho conmigo y a través de mí y eleve a Él y solo a Él todos los méritos y la honra debida. Para los hombres fieles sea el respeto, y sólo para Jehová Dios, sea toda la Gloria y toda la Adoración.

En mi caso particular, en todos y cada uno de mis 42 años de servir a Dios, debo testificar que no hay nada que se me pueda atribuir a mi persona o a mi poder personal; no, y no, todo lo vivido y todo lo hecho bajo la unción y el poder de los milagros, sólo es atribuible a mi Dios y Señor Jesucristo; Salvador de todos.

» Por tanto, al Rey de los siglos, inmortal, invisible, al único y sabio Dios, sea honor y gloria por los siglos de los siglos”. Amén.

1 Timoteo 1:17

The following two tabs change content below.
Apóstol Rony Chaves

Apóstol Rony Chaves

Apóstol Iglesia Centro Mundial de Adoración
Apóstol Rony Chaves

Últimas publicaciones de Apóstol Rony Chaves (ver más)


PUBLICACIONES RELACIONADAS

COMMENTS ARE OFF THIS POST

INSTAGRAM
SÍGUENOS EN INSTAGRAM